Cómo evitar que tu mascota muerda tus cosas

perro-mordiendo-tus-cosas

Uno de los problemas más habituales que enfrentan los dueños de canes es que pueden convertirse en destructores profesionales: zapatos, muebles, juguetes de los niños, cables, plantas, todo lo que esté a su paso puede ser mordido, lo que se convierte en una situación muy difícil de controlar. Son muchas las razones por las que puede actuar así.

El perro puede morder tus cosas por diversos motivos:

Se siente ansioso porque pasa demasiado tiempo solo, está aburrido por falta de actividad o por soledad, tiene demasiada energía acumulada y es muy hiperactivo o en casos más puntuales presenta dolor y molestias en las encías. Cada caso requiere de una solución diferente.

Durante los primeros 6 meses de vida de tu perro

Es muy normal que tu mascota muerda las cosas, no porque es un cachorro si no porque al igual que los bebés humanos siente molestias en sus encías. En ese caso deberás comprar juguetes especiales para aliviarlo asegurándote de que sean los adecuados para su tamaño, aquellos con sonido suelen gustarles mucho.

En esta etapa es muy importante que le des los juguetes y de esta manera asocie que esa es la forma de obtener alivio y divertirse. Jamás le des un zapato viejo o un objeto tuyo pues el perro no puede diferenciar entre objeto viejo y nuevo y pensará siempre que tus cosas son para morder y divertirse.

 Debes vigilar a tu mascota

Como en todo proceso de entrenamiento es importante vigilar a tu mascota y si lo vez mordiendo por ejemplo un cable en vez de su juguete debemos decirle de forma firme No, un simple no. Apartarlo de lugar y darle el juguete, con el tiempo y la constancia asociará que para morder está el juguete y no otra cosa.

Dale un buen paseo

Si el cachorro pasa tiempo solo en casa es muy probable e incluso normal que se dedique a explorar y mordisquear. Lo mejor es que antes de dejarlo todo el día solo le des un buen paseo en el que pueda correr mucho y quemar energías para disminuir la ansiedad y regresar cansado a casa.

Si a pesar de los largos paseos, la quema de energía, la atención y los juguetes, continúa mordiendo tus cosas (en especial si es adulto) conviene que lo lleves al veterinario, tal vez tu perro esté pasando por una etapa de nerviosismo y ansiedad, recuerda que las mascotas son más parecidas a nosotros de lo que imaginamos.

Es importante ser paciente, constante en el entrenamiento pero además entender que las mascotas necesitan y merecen ejercitarse y disfrutar al aire libre por su salud y bienestar, por eso es importante darles tiempo para ello, así conseguirás que tus cosas y tu hogar no sea el blanco de su aburrimiento y energía.

Fuente: www.uncomo.com

 

 

Publicado por
EVI

Deja un comentario